Ciudades Perdidas: SODOMA Y GOMORRA

Sodoma era una de las cinco ciudades de la Pentápolis, situada a orillas del Mar Muerto.

El libro del Génesis menciona Sodoma a partir del capítulo 10 y la sitúa dentro del territorio poblado por los cananeos.

Según el relato de la Biblia en el capítulo 18 del Génesis, Jehova Dios reveló a Abraham que iba a destruir Sodoma porque su pecado era muy grave por medio de azufre y fuego. Abraham intercedió por los justos de la ciudad, y Dios le repuso que no la destruiría si encontraba diez justos en la ciudad.Según continúa el capítulo 19, en los versículos 1 a 38, dos ángeles de Dios entraron en Sodoma.
Al verlos, Lot los invitó e insistió en que pasaran la noche en su casa.Pero antes de que se acostasen, los sodomitas cercaron la casa y exigieron que les entregase a sus invitados para abusar de ellos. Lot se negó y la turba intentó romper la puerta, pero los dos invitados cegaron a los asaltantes.
Después dijeron a Lot que sacara a su familia de la ciudad. Lot avisó a sus yernos, pero éstos creyeron que bromeaba, así que Lot marchó solo con su esposa y sus hijas. Después que los ángeles sacaran de Sodoma a la familia, Dios envió una lluvia de fuego y azufre que incineró completamente la ciudad con sus habitantes, y otras ciudades de la llanura.

El tío de Lot, Abraham, desde una montaña a lo lejos vio la columna de humo que se levantó sobre la destruida Sodoma.Otros libros de la Biblia utilizan este pasaje de la historia de Sodoma como ejemplo de cómo los pecadores son castigados.

Gomorra:
Gomorra era la ciudad que, según el Antiguo Testamento de la Biblia, fue destruida junto a Sodoma.Hizo Yahvé llover sobre Sodoma y Gomorra azufre y fuego de Yahvé… destruyó estas ciudades y cuantos hombres había en ellas” (Gen.19:27´28).

Estaba situada en el valle de Sidim junto al Mar Muerto y era una de las cinco ciudades de la llanura, junto con Sodoma, Adma, Zoar y Zeboim.Por algunos arqueólogos se considera que Numeria sería la antigua Gomorra. Por otros arqueólogos y según la “Teoría de la licuefacción”, es factible que un gran terremoto destruyera estas ciudades y provocara un descenso del nivel de las tierras ocupadas por ellas, quedando sus ruinas inundadas por las aguas del mar.

Los geólogos canadienses Grahan Harris y Anthony Berardow descubrieron que la península de Lisan, hacia la parte oriental del mencionado mar, fue el epicentro de un terremoto de escala mayor a seis en la escala de Richter ocurrido hace aproximadamente 4.000 años (tiempo que concuerda con el de la destrucción de Sodoma, Gomorra, Adma y Zeboim).

 Según estos geólogos, el terremoto provocó efectos de licuefacción en el terreno de perra (el terreno se licua debido a que hay un material poroso que se llena de agua y estos suelos una vez están saturados se comportan como un fluido bajo la acción de las ondas sísmicas, provocando el engullimiento de las construcciones).

Los restos de Gomorra reposarían bajo las aguas del Mar Muerto, pero en un lugar diferente del original.La narración bíblica:La historia de Sodoma y Gomorra se lleva a cabo primordialmente en Genesis 19, ahí se relata por qué Dios juzgó indignos de “Su imagen y semejanza” a los habitantes de Sodoma y Gomorra. Dios decide tomarles la vida que les dió, pero antes de ejecutar su sentencia decide darles una última oportunidad y envía dos de sus ángeles a la ciudad.

 Si sus mensajeros pueden encontrar algunas personas justas entre los habitantes de esa ciudad, ellos salvarían la ciudad de la destrucción a la cual se han sentenciado.

Esa noche, mientras los mensajeros divinos se alistan a dormir en el hogar de Lot, toda la población masculina de la ciudad rodea la casa de Lot y acusan Lot de refugiar extranjeros sin haber sido “aprobados”. Los hombres del lugar demandan que Lot les entregue los mensajeros para que los “conozcan” (“Yada”).

Hay discusión entre los expertos sobre la interpretación de la palabra “Yada”, pero la traducción de Moffet como “violación violenta” es probablemente la más cercana al texto original. Lot llega a ofrecerles una de sus hijas para calmar la violencia de sus compatriotas y poder honorar el deber sagrado de hospitalidad al otro, al forastero.Así queda en evidencia que esos “sodomitas” querían violentar los otros, someterlos a su poder arbitrario, privarles de su libertad y dignidad humana. Esa conducta criminal les llevó a su auto-destrucción por no aprovechar la última oportunidad dada por el Otro.
Contrariamente a la superficial interpretación moderna de que Dios habría condenado a los habitantes de Sodoma y Gomorra por practicar relaciones “homosexuales” (hay que recordar que las relaciones homosexuales suponen el consentimiento recíproco del mismo modo que las relaciones heterosexuales), la verdad de la Biblia es otra: Dios sentenció a muerte a los “sodomitas” por faltar a la ley del Amor que implica el respeto del prójimo, del otro.

 Dios no pudo salvarles porque rechazaron su Amor en los mensajeros divinos, porque fueron crueles, egoístas.Ezequiel 16:49-50 indicó claramente el motivo de la cólera divina cuando dice: “He aquí que esta fue la maldad de Sodoma tu hermana: soberbia, saciedad de pan (en el Hebreo esta frase literalmente significa comer hasta vomitar), y abundancia de ociosidad tuvieron ella y sus hijas; y no tendió la mano al afligido y al mendigo.

Y se llenaron de soberbia y abominaron de mi Ley.”En otras palabras, a la gente de Sodoma y Gomorra les condenaron sus propios crímenes, sus violaciones a la ley del amor, que implica el respeto a la vida y a los otros.

Teorias de la Destruccion:

La trayectoria de un meteorito y su posterior explosión en el año 3123 a.C. podrían explicar el relato bíblico de la destrucción de las ciudades de Sodoma y Gomorra en medio de una lluvia de fuego y azufre, según un científico de la Universidad inglesa de Bristol.

El descubrimiento se ha producido después de que se haya descifrado una tabla de arcilla del Museo Británico que tiene inscripciones cuneiformes y que data del año 700 a.c, labor realizada por un profesor de Aeronáutica de la Universidad de Bristol, Mark Hempshell. Hempshell indicó que el desciframiento del mensaje de la tabla de arcilla permite explicar algunos acontecimientos ocurridos en la primera etapa de la Edad de Bronce.

En ella, un escriba copió las observaciones que realizó un astrónomo del sur de Irán el 29 de junio del año 3123 a.C., entre las que se encuentra la trayectoria de un asteroide antes de impactar con la Tierra. Este hallazgo no sólo podría explicar la leyenda de Sodoma y Gomorra (ubicadas en algún lugar indeterminado de la región del mar Muerto), sino que sirve para responder al enigma del corrimiento de tierras que existe en Köfels (Austria).

RAZONES CIENTÍFICAS :
¿Cómo un meteorito pudo destruir Sodoma y Gomorra, en Oriente Medio, provocar un deslizamiento de tierras de cinco kilómetros en Austria y esfumarse sin dejar un cráter? Mark Hempshell descubrió las respuestas después de descifrar la arcilla sumeria. Gracias a potentes programas de ordenador capaces de simular el cielo de hace miles de años, Hempshell y el director de una empresa de aeronáutica, Alan Bond, llegaron a la conclusión de que el meteorito colisionó con una montaña antes de llegar a Köfels. Esto hizo que explotara y se convirtiera en una bola de fuego durante su viaje valle abajo, lo que explicaría el corrimiento de tierras y que no exista ningún cráter, ya que al producirse la colisión en Köfel el material del meteorito no era sólido.
La explosión del asteroide originó una nube con gases y materiales en suspensión a temperaturas elevadas que viajó hasta el Este del Mediterráneo, alcanzando Egipto, y que pudo causar la muerte y la destrucción de poblaciones enteras. El profesor aseguró estar convencido de que los efectos del meteorito dieron lugar a la historia de Sodoma y Gomorra, en la que se cuenta que Dios destruyó estas ciudades con fuego y azufre debido a su pecado.
LA BIBLIA :

La Biblia, en el Antiguo Testamento, dice que “El Señor derramó una lluvia sobre Sodoma y Gomorra de piedras de fuego y cenizas”, que es -según los científicos- la descripción más parecida a una tormenta de meteoritos. Sin embargo, Hempshell se mostró abierto a que otros investigadores indaguen en el asunto y creen nuevas hipótesis acerca de lo que sucedió a las dos ciudades. La tabla cuneiforme fue encontrada en el Real Palacio de Nineveh (en Irak) a mediados del siglo XIX y se convirtió en un objeto de estudio por muchos investigadores.

 OTRA TEORÍA :

El investigador científico Graham Harris –geólogo- cree que existe también evidencia suficiente para interpretar que la historia de la destrucción de Sodoma y Gomorra se debió a un terremoto con corrimiento de tierras sobre una bolsa de asfalto, que actuó como una “bomba” que explotó para caer luego “desde el cielo” incendiando la ciudad.